Loading...

jueves, 15 de septiembre de 2011

Cuando no se puede ganar, bueno es el empate


Así es el fútbol: de resultados mis amigos. Y cuando no se puede ganar, es bueno empatar.

A Junior le pasó ayer en el Metro, exactamente lo que decimos. Un empate que por poco se

Termina convirtiendo en victoria al final, pero creo que Nacional esta mejor estructurado futbolísticamente que los tiburones. Es que Junior es un equipo en construcción y con individualidades que van creciendo o aumentando su nivel de rendimiento y de otros que no arrancan.

Para hablar del encuentro, con un cuadro antioqueño que inició con 1-4-3-1-2 y la variante táctica, de una doble línea de cuatro al momento de defenderse. Se vio fuerte con la pelota en su poder a Dórlan, que no lo paraba nadie. Un Pezutti inmenso, con gran seguridad en el agarre y buena concentración, achicó a Bacca en una acción clara de gol en el primer tiempo fenomenal.

Junior no tuvo claridad por los costados con Ruíz y Cortés. Los laterales especialmente Otálvaro que no marcó un sólo pase bueno de centro y fue pasado en el mano a mano. Los centrales muy flojos, permeables. La verdad preocupa el nivel de González que no es el líder de la defensa.

Junior, creo, se vio mejor en la segunda parte, cuando igualó el marcador, pero el Nacional con un jugador menos, se recostó en su terreno y era clara su intención de jugar al contraataque, con Pavón. Redujo espacios en una doble línea de cuatro y neutralizó las acciones o ideas junioristas.

El empate es bueno. Nunca será malo, pero en casa hay que ganar. Aquí no me cabe la duda, que un onceno más acoplado como Nacional, sacó ventaja de eso, ante uno en pleno desarrollo táctico. No apareció el toque toque, sino el juego largo y en reiteradas ocasiones, la idea era usar la velocidad arriba más que asociarse entre ellos. Para corregir, mucho, especialmente el sector defensivo.

Ante envigado, el sábado, hay que salir a recuperar los dos puntos que no se consiguieron ante el verde y por supuesto a mejorar esa imagen agridulce que quedó en el campo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario